El tiempo - Tutiempo.net
El Municipio presentó los lineamientos del nuevo Código de Ordenamiento Urbano Los concejales ya estudian el proyecto.
Martes, 31 Octubre 2017 15:14

El Municipio presentó los lineamientos del nuevo Código de Ordenamiento Urbano

Lo hizo en una reunión con ediles en el Concejo Deliberante. El intendente se mostró optimista y espera "comenzar el 2018 con el Código nuevo aprobado".

Después de varios meses de reuniones con profesionales de la Universidad de Buenos Aires y miembros de diversos sectores de la sociedad, el Gobierno local presentó la propuesta del nuevo Código de Ordenamiento Urbano, una de las normativas claves que quiere impulsar la gestión.
Para eso, miembros del Ejecutivo municipal, encabezados por el Jefe de Gabinete, Juan Pablo Martignone, asistieron a la Comisión de Legislación del Concejo Deliberante para realizar una primera aproximación a la iniciativa que a partir de ahora los concejales comenzarán a debatir y así, definir si es aprobado en los próximos meses.
Tras esa reunión con los ediles, el proyecto fue presentado en una conferencia de prensa en la que se destacaron los principales ítems y modificaciones.
"Después de estar más de 30 años con un código urbano desactualizado, que tiene más de 3 mil excepciones y modificaciones, queremos que Pilar realmente se dé la oportunidad de repensar el Plan de Desarrollo y de gestión del espacio público para los próximos 15 o 20 años", señaló el intendente, Nicolás Ducoté, quien al mismo tiempo se mostró optimista frente al debate que viene en el Concejo, tanto que espera "poder comenzar el 2018 con el nuevo código urbano aprobado", según anheló.

 

El Municipio se prepara para presentar el nuevo código de zonificación y edificación

 

El gobierno ya había intentado avanzar en algunas de las modificaciones ahora planteadas, pero sufrió un fuerte revés en el Concejo Deliberante, cuando en una sesión ajustada, y por el desempate en aquel momento del edil Osvaldo Pugliese, quien presidía el Legislativo, la iniciativa fue negada.
Ahora, Ducoté calificó al nuevo código propuesto como "una herramienta que sea lo más rígida posible, para terminar con las excepciones", pero a la vez "que pueda modificarse a lo largo de los años en función de la evolución de la realidad".
El Plan presentado en sociedad este martes comenzó a esbozarse en febrero, cuando profesionales de UBA colaboraron con la realización de un relevamiento de Pilar; una serie de reuniones participativas sectoriales, de las que se hicieron más de 35 encuentros y un total de 8 mesas temáticas participativas.
El diagnostico de Pilar fue determinante para la elaboración de la nueva propuesta.
Juan Pablo Caputo, Subsecretario de Planeamiento del Municipio repasó la situación actual del distrito y las posibles modificaciones que se estudiarán.
En ese marco, Caputo destacó que en el distrito se contabilizaron, desde el año 1985, más de 3 mil cambios de zonificación o usos de suelo.
Además, en la actualidad en muchas zonas donde predominan casas se pueden hacer edificios lo que generó que los barrios fueran perdiendo su espíritu.
"En Pilar no se preserva el medio ambiente, tampoco la identidad histórica y cultural, no esta delimitada la red vial y no hay un cuidado de la arboleda", enumeró el funcionario.

Propuestas
En el marco de la propuesta, Caputo señaló que el nuevo Código prevé la "generación de macrozonas".
Algunas de ellas son: Macrozonas de protección ambiental - sobre todo en la zona de inundación del Río Luján -; otra histórica y cultural -con una catalogación de lugares y edificios específicos-, una tercera de centros urbanos -que tiene como objetivo unificar el criterio de centro para fomentar algunas cuestiones y desincentivar otras, como estacionamiento, cartelería etc-, otra de Hábitat - con el objeto de delimitar las zonas para establecer dónde se puede aplicar la Ley de Acceso Justo al Hábitat - y por último las zonas de corredores.
La iniciativa también prevé "nuevos indicadores y zonas, clasificación de usos por zona y por cuadro, un trazado de redes troncales previendo futuras ampliaciones y construcción de avenidas".
También buscarán "preservar los barrios residenciales consolidados y potenciar centros urbanos y los corredores de la Panamericana".
Plantearán "nuevas herramientas urbanísticas; como premios con beneficios para el Municipio, pagos por plusvalía en distintas zonas, transferencia de capacidad construible, y la creación de un banco de tierras".
En cuanto a las áreas industriales, la intención es crear precintos industriales en la zona de la Ruta 25 en Villa Rosa, y expandir el Parque Industrial actual.
Según explicaron los funcionarios, el objeto del precinto es vedar la llegada de nueva industria, y que a lo largo de los años, una vez que las fábricas que hoy están se vayan, esos predios dejen de ser apto industrial y vuelvan a comercial o residencial.
"Esta propuesta simplifica mucho el entendimiento de qué es lo que se puede construir en cada lugar. Proponemos que de verdad haya una diferencia entre zonas y establecer mecanismos para cuidar el medio ambiente y el patrimonio", resumió Martignone.
Mientras que el jefe comunal apuntó que la herramienta "busca ser esclarecedora y no discrecional".
"Tenemos que lograr que el Código Urbano le permita al Estado recuperar la renta que antes iba para los privados o para funcionarios que hacían las cosas mal", cerró el jefe comunal.

 


Claves

Se buscará preservar la fisonomía de barrios residenciales.

No todos los usos conforme de suelo pasarán por el Concejo Deliberante, si es que ya están dentro de un área permitida, lo que seguramente generará tensiones con el HCD.

Se apuntará a “contener la mancha urbana”, es decir fomentar que las construcciones se sigan haciendo en una misma área ya poblada, para facilitar la cobertura de servicios básicos como asfaltos, agua y cloacas.

Se elevarán las alturas de los edificios en zonas cercanas a las estaciones del ferrocarril, siempre y cuando esas edificaciones aseguren los servicios básicos.

Se creará un precinto industrial en el corredor fabril de Villa Rosa en ruta 25, el área cercana al centro, donde además de industrias hay comercios y zonas residenciales. Una vez que las industrias se vayan, volverá ese suelo a ser residencial o comercial.

Se creará a concepto de “plusvalía”, es decir un monto que deberán pagar los dueños de tierras que se vean beneficiados con los cambios de determinados parámetros urbanísticos. Solo afrontará ese pago, cuando hagan uso efectivo de esa modificación, como por ejemplo poder construir más alto que lo ahora permitido.

Te puede interesar Medio Ambiente

Camioneros - Banner
UOCRA - Banner
Obras municipalidad - Banner