El tiempo - Tutiempo.net
Viernes, 02 Noviembre 2018 19:56

Vecinos le responden a Ducoté por las termoeléctricas: “La principal preocupación es ambiental”

El intendente había señalado que las quejas provenían de barrios cerrados, por lo que respondía a un interés inmobiliario el pedido de remover las plantas. “Los reclamos nos llegan de todos lados”, retrucaron los habitantes de la zona.

Vecinos de Villa Rosa salieron fuerte a responderle al intendente Nicolás Ducoté, luego de que en diálogo con Pilar de Todos señalara que el reclamo por la instalación de las termoeléctricas persigue un fondo inmobiliario, y no ambiental.

Ducoté apoyó su teoría al señalar que las quejas, en los últimos meses por los ruidos molestos que generan las usinas, parten de countries de la zona, pero no se replican en áreas abiertas.

“No me he encontrado en muchos barrios abiertos una preocupación o un reclamo fuerte por las termoeléctricas, como me encuentro en los barrios cerrados. Y eso le puede pasar a cualquier investigador social que va a los barrios 9 de Julio, Luchetti, barrios que están a 700 metros (de las plantas), y si preguntás cuáles son sus preocupaciones, no mencionan a las termoeléctricas”, había señalado el mandatario local en diálogo con Pilar de Todos.

“Sí pasa en barrios cerrados, en donde los primeros planteos que recibí fueron por cuestiones inmobiliarias, en donde me decían que iban a caer los valores de las propiedades, o que eligieron vivir con ciertas condiciones. Es un reclamo genuino, pero pesa más lo inmobiliario, y no lo ambiental”, agregaba el mandatario.

Desde la entidad “1810 Vecinos Unidos por Pilar”, una agrupación que reúne a varios vecinos de la zona, Raúl Regis, su titular, acusó a Ducoté de “mentir descaradamente”.

“Ducoté va mutando; hasta hace poco tiempo nos acusaba de hacer política, y ahora cambia el argumento. Y además es lamentable que quiera dividir a la sociedad, cuando ya tenemos demasiadas grietas. Somos 65 mil vecinos los afectados que estamos en este tema, y son de barrios abiertos, cerrados, quintas y comercios. Frente a las plantas, por ejemplo, hay una ciudad como Matheu (en Escobar) que fue ignorada por el intendente”, señaló Regis, quien pidió derecho a réplica luego de leer las declaraciones del intendente en este portal.

“El reclamo principal es ambiental, se generan un montón de inconvenientes que ya se ven en lo que son los ruidos molestos. También va a haber problemas con el agua o emanaciones de los motores. Y obviamente que las propiedades pierden valor, porque nadie quiere estar al lado de esas plantas. Porque además representan un peligro, ya que conviven tendidos eléctricos, 16 millones de litros de gasoil, gasoductos a alta presión y motores que generan 400 grados de temperatura. Si algún día hay algún problema, y se debe evacuar, va a ser imposible. No somos todos millonarios y todos tenemos derecho a resguardar nuestro patrimonio, pero ese es uno de los puntos, el principal es el ambiental”, insistió Regis.

“Hay barrios que han medido los ruidos molestos y se registraron 107 decibeles. Ducoté debería ponerse la causa al hombro, defender a los vecinos de Pilar, como lo hizo el intendente de Tandil”, finalizó.

Erica Hahn, de la entidad “Ambientalistas Autoconvocados”, en tanto, expuso que la Comuna hace charlas “selectas” en barrios abiertos, y que “no se le permite a los vecinos” hablar de las termoeléctricas.

“A mí me llegan reclamos de ambos tipos de barrios, tanto abiertos como cerrados. El ruido es insoportable y los temas de insonorización deben ser tenidos en cuenta en los impactos ambientales, que por cierto aún no están”, expuso Hahn.

“El cerco perimetral fitogeográfico también debe ser puesto antes, si lo plantan ahora ¿cuánto va a tardar en crecer? Debe ser un cerco a 3 metros de altura para remediar impactos sonoros”, señaló.

La ambientalista, además, agregó que el Municipio “está volviendo a cometer los errores de siempre, generando una grieta que tanto le conviene”.

“Acá se han incumplido leyes, una vez más, y no hay explicación que valga. Son dos industrias de tercera categoría en una zona residencial, y con mil irregularidades”, concluyó.

Los vecinos de ambas entidades insisten en que las plantas, que aún no están habilitadas pero están haciendo pruebas, deben ser trasladadas a zonas industriales, ya que fueron erigidas en áreas cercanas a residenciales, mediante un cambio de zonificación aprobado por el Concejo Deliberante el año pasado, y avalado por la gobernadora María Eugenia Vidal.

Los reclamos se tradujeron en varias denuncias, una de ellas aun tramitándose en la Corte Suprema de Justicia de la Nación, aunque desde “1810 Vecinos Unidos por Pilar” adelantaron que harán otra presentación judicial.

 

 

Te puede interesar Medio Ambiente

Estudio Castro
Camioneros - Banner